Una web de INFORMA D&B S.A.U. (S.M.E.)

Pymes y autónomos

¿Buscando local para tu negocio? Antes de comprarlo, no olvides solicitar la nota simple del Registro de la Propiedad

29 junio, 2017

La transformación digital está llevando a que nuestra vida en general, y en muchos casos en particular, se gestione desde el mundo online. Facturas, contratos, registros… En definitiva, prácticamente todo lo que suponga dejar nuestros datos o solicitar los de otras personas se realiza telemáticamente.

Alquilar una casa o un hotel para irse de vacaciones lo puedes hacer a través de aplicaciones como Airbnb o Room Mate Hotels. Reservar un viaje, en Blablacar por carretera, en la app de Renfe para ir en tren o en SkyScanner si queremos volar. Comprar ropa, entradas para el cine, llamar al fontanero o hacer la compra nunca ha sido más fácil. Desde nuestro teléfono móvil y desde cualquier parte tenemos acceso a multitud de servicios que nos hacen la vida más fácil y cómoda.

Y parece que aparentemente todos nos fiamos de este tipo de plataformas o métodos. Pero existen asuntos que requieren un mayor grado de confianza que otros. Si vamos a comprar un coche, queremos probarlo, si queremos comprar una casa, la visitamos. Y ya no solo nos gusta por el hecho de que nos dé mayor confianza visitar un inmueble antes de comprarlo, sino porque queremos poner cara y nombre al vendedor y asegurarnos de atar todos los cabos. Por esto es una buena idea que, antes de hacerte con un local para tu negocio, no te olvides de solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad.

Hechos como el que esa casa o local tenga un determinado número de años, que haya sufrido una, dos o cinco reformas; cuántos inquilinos ha tenido o si la finca en la que se encuentra está en buen estado, fuera de cargas como embargos e hipotecas,  son datos que conviene conocer antes de meterse de lleno en negociaciones.

En un principio podemos pensar que no es fácil conocer este tipo de datos, que es una información reservada y que tenemos que remitirnos a la confianza que nos despierte el contrato en sí y la persona que nos lo ofrece. Pero hay maneras de hacerlo.

Y es que se trata de un proceso sencillo, rápido y regulado: basta con solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad. Este documento refleja la situación en la que se encuentra un determinado inmueble, sus titulares registrales, el estado de las cargas, cuando tuvieron lugar las últimas transmisiones, etc.

Por qué solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad

Al solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad obtendremos automáticamente el Número de Finca Registral (número único con el que se identifica una propiedad en este registro), el IDUFIR (Identificador Único de Finca Registral), una descripción detallada de la finca, su titularidad, el autorizante, las cargas correspondientes y la fecha de emisión e indicación de la existencia o no de documentos pendientes de despacho.

Como decíamos, el proceso es sencillo y, como en casi todo hoy en esta vida, puede solicitarse online. En un plazo de 5 días laborables tras solicitar la Nota Simple del Registro de la Propiedad, la recibirás en la bandeja de entrada del correo electrónico que hayas proporcionado y en formato PDF.

Cubrirse las espaldas antes de realizar una transacción de este calado, que puede llegar a condicionar el resto de la vida de tu negocio, es una iniciativa más que recomendable. Al solicitar una Nota Simple del Registro de la Propiedad no solo te cubres las espaldas, sino que obtienes una serie de argumentos fundamentales que te ayudarán a tomar la decisión de adquirir o no el inmueble.

Artículos relacionados

Comentarios

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *