Una web de INFORMA D&B S.A.U. (S.M.E.)

Pymes y autónomos

Escuela financiera: El Coste promedio Ponderado de Capital o WACC

29 abril, 2015

El WACC (Weighted Average Cost of Capital) o coste promedio ponderado de capital (CPPC), es la tasa de descuento que se utiliza para descontar los flujos de caja futuros a la hora de valorar un proyecto de inversión.

WACC=Ke E/(E+D) + Kd (1-T) D/(E+D)

Ke: Coste de equity o Fondos Propios
Kd: Coste de la Deuda Financiera
E: equity o Fondos Propios
D: Deuda Financiera
T: Tasa impositiva

El cálculo de esta tasa se puede ver desde 3 perspectivas:

a.- activo de la compañía: es la tasa que se debe usar para descontar el flujo de caja esperado

b.- pasivo: el coste económico para la compañía de atraer capital al sector

c.- inversores: el retorno que estos esperan, al invertir en deuda o patrimonio neto de la compañía

La principal ventaja de este modelo es que determina el costo de la inversión independientemente de las fuentes de financiación, para así determinar la tasa de rendimiento a partir de la que se genera valor agregado para los accionistas -si el WACC es inferior a la rentabilidad sobre el capital invertido, se genera un valor económico agregado (EVA) para los accionistas-. Como desventaja, esta fórmula supone que la estructura de capital es constante (no contempla la posibilidad de que la empresa modifique su nivel de endeudamiento). Es por esto por lo que es recomendable combinar el WACC, VAN, TIR… para obtener la mejor estimación en una evaluación de proyecto de inversión.

Para estimar el Ke se utiliza el Capital Asset Pricing Model, o CAPM. El modelo sirve para calcular el precio de un activo o una cartera de inversión y supone la existencia de una relación lineal entre el riesgo y la rentabilidad financiera del activo:

Ke = Rf + [E[Rm]-Rf] *B

La tasa libre de riesgo (Rf) está asociada a la rentabilidad de un bono emitido por el Banco Central –del país donde se encuentre la compañía estudiada-, habitualmente de 10 años, ya que así se verá menos afectado por la política monetaria y efectos coyunturales.

La rentabilidad esperada del mercado E[Rm] requiere de un estudio del sector, para poder predecir el comportamiento, en cuanto a rentabilidad, de las empresas que lo componen.

La beta (B) determina el riesgo de mercado de un activo en función del contexto y fluctuación del mercado -es recomendable tener en cuenta el riesgo país, el cual no se incluye en la formula de CAPM-. La B no puede eliminarse ya que es inherente a la actividad operacional y financiera de la empresa. De hecho, cuanto mayor sea el grado de endeudamiento de la empresa, mayor será el riesgo financiero y, por tanto, mayor será la beta de las acciones. Así, si se supone que la beta de la deuda es nula, se puede definir la beta de una empresa apalancada –Be, o con deuda- en relación a la beta una empresa no apalancada –Bu, o sin deuda-:

Be = Bu [1 + (1-T) (D/A)]

D/A: ratio de deuda/acciones calculado a valor de mercado (en su defecto a valor contable)

T: tipo impositivo que grava los beneficios de las empresas

Para determinar el coste de deuda (Kd) hay que tener en cuenta la estructura financiera de la propia compañía: Kd = D *(1 -T)

coste promedio ponderado capital

Artículos relacionados

Comentarios

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *