¿En qué consiste la figura del Compliance Officer? | EmpresaActual

Una web de INFORMA D&B S.A.U. (S.M.E.)

Tendencias

¿En qué consiste la figura del Compliance Officer?

06 abril, 2018

El entorno empresarial está siendo sometido, cada vez más, a un mayor control regulatorio. Las leyes que penalizan o castigan los incumplimientos fiscales, blanqueos de capitales o fraudes se han endurecido. Y no solo esas, conceptos antes no tan relevantes como los códigos de conducta propios de una compañía, la ética empresarial o la responsabilidad medioambiental también forman ahora una parte importante de las obligaciones de las empresas.

Tradicionalmente hemos asistido a un enfoque basado en comportamientos reactivos en relación al cumplimiento normativo. Pero el sistema está cambiando y la tendencia propone enfocar el cumplimiento de las normas desde una perspectiva preventiva.

Las organizaciones ya no solo deben gestionar las posibles consecuencias legales que puedan desencadenarse del desempeño de su actividad, sino que han de anticiparse a ellas. Para lograrlo nació la figura del Compliance Officer, del mundo anglosajón, o director de cumplimiento normativo, en nuestro país.

¿Qué hace un Compliance Officer o Director de Cumplimiento?

Básicamente, es el encargado de controlar y gestionar los asuntos vinculados con el cumplimiento. Concretando, estas son sus competencias principales:

Por un lado, desarrollar y fijar controles, procesos y normas internas que respalden el cumplimiento de las leyes y normas. Por otro, dirigir las investigaciones y exámenes pertinentes en relación al cumplimiento y las normas, sin faltar a la información solicitada por las entidades reguladoras.

Además, un Compliance Officer deberá poner en práctica y gestionar que se cumplan los reglamentos de conducta instaurados en su propia empresa.

¿Cómo deber ser el perfil de un Compliance Officer?

El Compliance Officer debe transmitir confianza y seguridad a la alta dirección y al Consejo de Administración de una compañía. Que todas aquellas medidas, procedimientos y normas instauradas, se cumplan de manera eficaz y las adopten todos los empleados.

Para ello, un Compliance Officer deberá:

  • Ser un profesional bien informado. Ya no solo en su campo, sino en todo aquello relacionado con la empresa para la que trabaja, desde la ética de la compañía, hasta su cultura corporativa y sus normas.
  • Ser un profesional prevenido, que instale procesos que ayuden a los empleados a llevar a cabo sus funciones adecuadamente.
  • Guardar buena relación con el resto de departamentos de la compañía, en especial con aquellos que desarrollen funciones similares al control de las normas o regulaciones, como Control Interno, Auditoría o Riesgos.
  • Ser un profesional correctamente formado, tanto académica como profesionalmente, con conocimientos legales del área en el que trabaja. Ha de estar al tanto de las nuevas tendencias y regulaciones.
  • Poseer un historial impecable. Un personal de Compliance no puede haberse visto nunca comprometido en procesos faltos de ética o ilegales, aunque haya sido en un trabajo anterior.
  • Ser un buen comunicador y líder. Su desempeño requiere la relación con altos cargos de las compañías, por lo que deberá contar con buenas aptitudes profesionales y relacionales.

 

Artículos relacionados

Comentarios

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *